DETRAS DE


CADA GRAN RASTRILLO EXISTE UN


juan-clayton

Juan C. Clayton cree firmemente,
que como hombres, no tenemos
por que tolerar tediosas vueltas
al supermercado y mucho menos
por rastrillos sobrepreciados
chafas de plástico.

Es nuestro derecho poder
elegir algo mejor y pagar lo justo.
Y claro, que nos lo lleven.

CONOCE SU LEGADO

LA LEYENDA

DE JUAN C. CLAYTON


Desde sus humildes orígenes en algún lugar del viejo
continente, John, o como ha sido rebautizado
en su tan querido México, ‘Juan’, siempre ha buscado
la perfección en todo lo que hace.

Como boxeador, ha ganado innumerables torneos
y conquistado al mundo como el rey del knockout,
dejando a sus contendientes perfectamente desmayados.

Como viajero se ha topado con las ciudades más sucias
y peligrosas del mundo, saliendo no solo intacto,
sino además más fresco que como llegó.

Como galán a knockeado más conquistas de lo que
uno quisiera saber siendo, claro, siempre un caballero.

Pero fue cuando llegó a México, y al querer reponer
su rastrillo, que se topó con algo que le pareció
abominable:

No solo tuvo que ir al supermercado a comprarlo,
pero lo más duro fue toparse con la cantidad de
rastrillos pequeños, de plástico y muy muy caros.

Desde ese momento Juan no tuvo opción
y se vió forzado a cambiar esto e imponer
sus valores y creencias por el bien de
todos nosotros.


CONOCE SU LEGADO